Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestro servicio, recoger información estadística sobre su navegación y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en  política de cookies.

Continuar

VOLUNTARIADO ATRESMEDIA

TRES A CAMBOYA, el blog
UNA NOVELA SOBRE SALVACIÓN

Libertad de Jonathan Franzen Ed: Salamandra

Al final conseguí terminarme este novelón, que se me había quedado enganchado cerca de la página cien. Y ha merecido la pena porque es estupenda, y aunque la historia que nos cuenta parezca muy lejana a veces, Franzen la hace universal.

antena3.com  |  Madrid  | Actualizado el 14/09/2012 a las 11:49 horas

Al final conseguí terminarme este novelón, que se me había quedado enganchado cerca de la página cien. Y ha merecido la pena porque es estupenda, y aunque la historia que nos cuenta parezca muy lejana a veces, Franzen la hace universal.

Libertad para equivocarse, libertad para cometer errores, para ser un mal padre, un mal amante, un mal marido, incluso un mal novio; libertad para ser un mal hijo; un mal amigo, para caer una y otra vez en las mismas trampas. Libertad para darse cuenta y rectificar, y buscar al final el camino, aunque sea tarde, aunque tengamos la sensación de haber perdido la vida. Porque todos los personajes de esta novela se equivocan, toman decisiones que les llevan a caminos de destrucción, y sin embargo, todos y cada uno de ellos terminan encontrando la salvación, termina encontrando el camino que le reconcilia consigo mismo y con el mundo.

Tal vez por eso esté justificado ese happy end tan brutal: porque la novela trata de eso: de la salvación. Todos los que se hayan separado tendrían que leersela. Todos los que han renegado de sus padres, de sus maridos, de sus esposas, todos los que hayan traicionado a sus amigos, todos los que han cometido errores, los que han sido desleales, a veces a  sabiendas de que lo hacían, pero sin poder evitarlo.Y así, Franzen va tejiendo las historias, va contando las razones, desde el principio, con esmero, con una estructura que a veces agota, que viaja en el tiempo, adelante y atrás, para explicar, para justificar casi, los motivos, y hurga luego en la caída, en el descenso. Hasta que se rinden, hasta que abandonan, hasta que se suspenden en sus vidas buscando. Y desde ahí, cada uno de ellos renace de una forma distinta, a través del dolor, de la soledad, de la comprensión o del pacto.

Libertad de Jonathan FranzenLibertad de Jonathan Franzen | Foto: antena3.com

Y ese camino de vuelta, ese relato, esa salvación, es extraordinaria. Hay cinco páginas, desde la 633 hasta la 638, que a mi me parecen antológicas, y no sé si lo serán tanto si las leemos exentas, pero como conclusión de una historia son magníficas. Tal vez por eso los finales de Franzen son tan buenos, y sus novelas son tan largas: porque nos va envolviendo en su red, llevándonos hacia donde quiere, y no para hasta que todo está en su sitio, cada personaje ha hecho su viaje y la solución espera.

Y el final no es sino un resultado lógico de algo que se ha ido tramando desde el principio. Y esa forma de contar a veces agota, a veces no quieres seguir porque cansan los personajes y sus avatares. Pero todo tiene sentido, al final.Patty con su amor, siempre equivocado por Richard y su soledad, y sus memorias, y su vuelta, su convencimiento, su deseo de acabar la vida al lado de Walter. Richard, con su huida hacia delante, y su éxito, su amor por su amigo Walter, y su traición continua.

Walter y su coherencia, su bondad, su esperanza, su amor por Patty. La pobre Lalitha. Jessica. Y el magnífico Joey, superdotado, rebelde, con la bella y enamorada Connie, con esa vida entregada, abandonada, enamorada, y cómo se encuentran al fin. Son historias que no puedo resumir en pocas líneas. Disfrutad de ellas leyendo la novela, con sus bajones y sus momentos brillantes, como el que asiste a la vida de una familia y repite la magia de observar sin ser visto, de reconocerse, de emocionarse, de entender, al fin, un poco más.

 

Compartir en:
  • Foto de everytime

    #1 everytime Deberíais eitir el making off con contenido exclusivo al finalizar el episodio, como en la temporada pasada, con #másdeVelvet. No tiene sentido alguno reemitir Los viernes al show después de una serie como esta, son registros totalmente distintos, y no sirve para que el programa se dé más a conocer, porque quienes quisieron asomarse, ya lo hicieron en su estreno. Podríais ofrecernos a los fans de Velvet una noche bien completa y no entiendo qué os cuesta seguir la táctica que ya seguistéis en la T1.

    30/10/2014 a las 11:44
Imagen del Blog
Antonio Martínez Asensio

Antonio Martínez Asensio nació en Madrid en 1964. Estudió Filología Hispánica en la Universidad Autónoma de Madrid y empezó muy pronto a trabajar en el mundo de la televisión: en TVE, en Tele Madrid, en Tele 5, en Canal+, en Intereconomía, así como en varias productoras independientes. Ha desarrollado una labor de crítico literario en la radio como colaborador en varios programas como Agosto en la Onda, Herrera en la Onda, Radio Estadio, Al Primer Toque y Te doy Mi Palabra. Ha escrito guiones para series de televisión y para el cine. Ha colaborado en la sección de libros del programa de Antena 3 Nova "Casa de América". Ha publicado un ensayo en clave de humor titulado "¡Mi mujer está embarazada!" (Grand Guignol Ediciones), que ha sido traducido al italiano en la editorial Aisara y que quiere ser una guía del embarazo para los padres (y no para las madres). En 2010 ha publicado su primera novela, "En soledad".

Entradas antiguas del blog

Todos los Blogs de Antena3.com

Suscríbete a este blog.

Buscar Posts en este Blog
PUBLICIDAD

Otros blogs

Estos Blogs son abiertos y públicos. Te rogamos que leas nuestras Normas de conducta y te informamos de que los mensajes no son revisados por Antena 3 antes de su publicación, por lo que no asumimos ninguna responsabilidad sobre su contenido.
Cerrar ventana
Cerrar ventana