Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestro servicio, recoger información estadística sobre su navegación y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en  política de cookies.

Continuar
TIEMPO DE SILENCIO

'La ley del menor', de Ian McEwan (Ed: Anagrama)

La última novela de Ian McEwan es una obra profunda, madura, que nos habla de las cosas que sustentan y ordenan nuestra vida (el derecho, la religión, el amor, la pareja, los hijos) y de cómo todas ellas se ven alteradas por la mediocridad o por la pasión.

Antonio Martínez Asensio  |  Madrid  | Actualizado el 13/10/2015 a las 09:29 horas

'La ley del menor', de Ian McEwan | Foto: Anagrama

'La ley del menor' nos cuenta la historia de Fiona Maye, magistrada del Tribunal Superior de Justicia, mujer equilibrada, sensata, brillante, que ve sacudida por su vida por dos cosas fundamentales: una crisis matrimonial y un caso sobre el que tiene que fallar y que, de alguna forma, le cambiará la vida y cambiará la vida de todos sus implicados.

Por un lado Jack, su marido, un día le comunica que quiere vivir una historia de amor, una pasión, y que ni siquiera quiere separarse, solo vivirla, como una de las últimas historias que le quedan, la última oportunidad para la pasión después del agotamiento de un matrimonio donde ya no pasa nada, donde todo es normal y la normalidad es el propio fracaso.

Y por otra parte está Adam Henry, un chico con leucemia que está a punto de cumplir los dieciocho años y que se niega a recibir una transfusión por ser Testigo de Jehová, y que morirá si no la recibe. La Jueza Fiona Maye tendrá que fallar pero para eso se acerca al hospital para conocerle, para saber si Adam sabe o no lo que le pasaría.

Y su vida cambiará, tal vez, porque descubre que la pasión puede trasformarlo todo, y porque descubre también, que tanto equilibrio, tanta frialdad, tal visión sobre las cosas le ha impedido vivir a fondo, vivir de verdad, vivir apasionadamente, y entender muchas de las cosas que ocurren en su vida, muchas de las sentencias, de las historias que le suceden. Y de repente es incapaz de seguir aceptando un matrimonio gris, y de repente, hasta es capaz de interpretar de forma genial un concierto de piano para aficionados, de profundizar en la esencia de las cosas.

Una novela que está contada como si fuera una sentencia. Justificada. Explicada. Con todos los matices necesarios para entender la historia, para saber por qué se toman qué decisiones y no otras. Una novela que nos habla de la melancolía de la madurez, en la que parece que ya no hay tiempo para rectificar, para cumplir los sueños, que reflexiona sobre el matrimonio, sobre la vida gris y la vida plena, sobre la pasión, sobre el tiempo, sobre la soledad, sobre la influencia de nuestros sentimientos en todo lo que hacemos y que, sobre todo, reflexiona sobre dos temas esenciales: el derecho y la religión.

Una novela sobre las cosas que creemos y que nos transforman, sobre la forma de ejercer, de entender y de sufrir el derecho, sobre la justicia real, y sobre todo sobre la protección al menor, llena de historias estremecedoras, como la de los gemelos que se alimentan el uno del otro y sobre la decisión de separarles, o sobre algo tan sencillo como una pelea en la puerta de un pub y sobre cómo le cambiará la vida a alguien en función del fallo.

Sobre cómo puede cambiar la vida una transfusión, o la negación de unos dogmas religiosos, sobre la libertad de decisión, sobre los valores y la posibilidad de vivir de una forma distinta dentro de esta sociedad. En definitiva, una novela que nos habla de nosotros mismos, del tejido sobre el que hemos construido nuestra sociedad, llena de escenas impresionantes, de historias que van ganando profundidad, que se van matizando, que van descubriendo aristas.

Ian McEwan tiene la destreza de hacer sus novelas redondas, de terminarlas muy bien, de hacer que cuando las terminas de leer tengan un fogonazo, una visión general que dota de sentido a todo. Yo tengo debilidad por este autor. No se si es su mejor novela pero en todo caso es una extraordinaria lectura.

Compartir en:
Imagen del Blog
Antonio Martínez Asensio

Antonio Martínez Asensio nació en Madrid en 1964. Estudió Filología Hispánica en la Universidad Autónoma de Madrid y empezó muy pronto a trabajar en el mundo de la televisión: en TVE, en Tele Madrid, en Tele 5, en Canal+, en IntereconomíaTv, así como en varias productoras independientes. Ha desarrollado una labor de crítico literario en la radio como colaborador en varios programas como Agosto en la Onda, Herrera en la Onda, Radio Estadio, Al Primer Toque y Te doy Mi Palabra. Ha escrito guiones para series de televisión y para el cine. Ha colaborado en la sección de libros del programa de Antena 3 Nova 'Casa de América'. Colabora en la revista 'Baidewei' y en el portal 'Todo literatura'. Ha publicado una novela en clave de humor titulada '¡Mi mujer está embarazada!' (Grand Guignol Ediciones), que ha sido traducida al italiano en la editorial Aisara. En 2010 publicó su segunda novela, 'El pacto', que también fue traducida al italiano y editada por Aìsara con el título 'En soledad'.

 

Entradas antiguas del blog

Todos los Blogs de Antena3.com

Suscríbete a este blog.

Buscar Posts en este Blog
PUBLICIDAD

Otros blogs

Estos Blogs son abiertos y públicos. Te rogamos que leas nuestras Normas de conducta y te informamos de que los mensajes no son revisados por Antena 3 antes de su publicación, por lo que no asumimos ninguna responsabilidad sobre su contenido.
Cerrar ventana
Cerrar ventana