Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestro servicio, recoger información estadística sobre su navegación y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en  política de cookies.

Continuar

VOLUNTARIADO ATRESMEDIA

TRES A CAMBOYA, el blog
BLOG LA OTRA TARDE

Un castigo medido y ad hoc

Medir el castigo en el caballo es imprescindible para ahormar la embestida y descongestionar al toro, y no invalidarlo para la lídia. El peso de las cabalgaduras y el tamaño y tipo de puya deberían adecuarse al tipo y peso de los toros, también.

Tercio de varas El toro embiste contra el peto del caballo del picador durante el tercio de Varas. | Foto: Getty

De'jesa'  |  Madrid  | Actualizado el 26/05/2015 a las 16:41 horas

La Tauromaquia son una suerte de técnicas que permiten torear un toro bravo, con una finalidad estética, a través de la cual, se dignifica la naturaleza del bravo y se mide la del torero. La tauromaquia se desarrolla en un contexto frágil, por lo tanto, que hay que proteger y adaptar.

La fiesta de los toros debe desarrollarse en términos de verdad, de sinceridad, de autenticidad. Porque sino, perderá toda la capacidad de  transmitir sentimientos, que hace que se convierta en una interpretación artística,  y pueda llegar a convertirse en un fraude. Por ello, es responsabilidad de todos los que forman parte de ésta fiesta, luchar es éste sentido para que siga creciendo.

El espectáculo tiene que transmitir. Desde el momento en que se desequilibran los castigos, se resiente, se amputa la capacidad del toro. El castigo en las distintas suertes, tienen como objetivo ahormar y no invalidar la condición física y la embestida del toro.

Desde mi punto de vista, no se trata de cuán grandes o pesados sean los toros, sino de cuánta casta, bravura y equilibrio presenta de hechuras y comportamiento bravo ante el engaño. De ahí que haya que defender, buscar y promover la variedad genética y que no sea el 'mercado' el que diga cómo debe ser un toro para una plaza de primera. En otras palabras, debe primar la verdad del toro, con independencia del tamaño y buscar el equilibrio entre casta y embestida, así como la diversidad de encastes genéticos.

Esta perspectiva nos llevaría a adaptar algunas normas en lo relativo a la regulación del castigo. Estamos viendo como, cada vez más, el tercio de baras se está convirtiendo en un trámite tendente a la desaparición. Como los toros salen muy castigados, se tiende a obviarlo, desarrollándose la mayoría de las veces de forma simbólica.

Yo soy un firme defensor del tercio de varas. Junto con las banderillas, representan la pelea más natural entre dos toros en el campo. Cuando se pelean en la naturaleza, se dan topetazos con sus cabezas y se castigan corneándose, de forma que en su naturaleza está que puedan sentir las puyas como castigos 'naturales'.

En el campo, los topetazos son contra pesos equilibrados y móviles mientras que en las plazas son enormemente desequilibrados. De tal manera que se asemeja muchas veces a un choque frente a un muro.  A ello se le añade el tamaño de las puyas.

El resultado es evidente. Salen del encuentro tremendamente debilitados y agotados. Se acumula gran cantidad de ácido láctico y muchos de ellos salen amorcillados del encuentro, con calambres y afectados en extremo en su condición física. Por ello, desde mi punto de vista, estamos transgrediendo el verdadero sentido del tercio y su finalidad.

Yo propongo que se individualice el castigo a través de la adecuación de los pesos de los caballos y montura a la hechura del toro. De tal manera que, con la profesional actuación de veterinarios y ganaderos, se establezcan distintos grosores e incluso lastres si fuera necesario con algunos toros, en los petos diseñados para amortiguar  la embestida del morlaco. Así como reducir el tamaño de penetración de la puya en el bóvido. También adecuar el peso y tamaño del caballo y picador al del toro.

Compartir en:
Imagen del Blog
De 'jesa'

Pensador incansable, admirador de la tauromaquia desde sus orígentes atávicos a su actual profusión estética, bajo el pseudónimo de De 'jesa' se encuentra un defensor recalcitrante de la fiesta y ecologista a ultranza. Tal fusión de apariencia contranatura es posible y sus pensamientos en alto lo demuestran.

Todos los Blogs de Antena3.com

Suscríbete a este blog.

Buscar Posts en este Blog
PUBLICIDAD

Otros blogs

Estos Blogs son abiertos y públicos. Te rogamos que leas nuestras Normas de conducta y te informamos de que los mensajes no son revisados por Antena 3 antes de su publicación, por lo que no asumimos ninguna responsabilidad sobre su contenido.
Cerrar ventana
Cerrar ventana