Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestro servicio, recoger información estadística sobre su navegación y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en  política de cookies.

Continuar

VOLUNTARIADO ATRESMEDIA

TRES A CAMBOYA, el blog
BLOG LA OPINIÓN DE LOS EXPERTOS

Utiliza bien las luces de tu vehículo

Estamos a finales del otoño, las horas de luz son menos y las condiciones meteorológicas adversas condicionan notablemente la visibilidad. Paso un buen número de horas en la carretera y circulo por todo tipo de vías y a diferentes horas. Aclaro esto porque todo lo que voy a exponer no está sacado de estadísticas, estudios, ni encuestas, sino basado en mi experiencia personal. He detectado que existe una falta de formación muy generalizada sobre la utilización adecuada del alumbrado del vehículo, falta de formación que puede llevarnos, en el mejor de los casos, a ser denunciados por la policía y, en el peor, a causar un accidente.

Vehículo cono las luces de cruce encendidas Vehículo cono las luces de cruce encendidas | Foto: Caranddriver

José María Quesada, asesor de contenidos de Ponle Freno  |  Madrid  | Actualizado el 07/12/2016 a las 12:17 horas

Para empezar tenemos una especie de prevención absurda a la hora de encender las luces, como si ello tuviera incidencia en el recibo de casa. Vemos como muchos conductores encienden el alumbrado del coche de manera progresiva, atendiendo a la reducción de la visibilidad que se produce al caer la tarde.

Muchos empiezan por encender las luces de posición y circulan con ese alumbrado hasta que realmente tienen problemas para ver, encendiendo entonces las luces de cruce. Las luces de posición sólo se deben utilizan a modo de balizamiento cuando el vehículo se encuentra detenido en una vía insuficientemente iluminada. Cuando el vehículo está en movimiento y las condiciones de luminosidad son bajas es OBLIGATORIO encender el alumbrado de cruce. No es necesario que resulte útil de cara a nuestra visión, pero es fundamental de cara a hacernos visibles ante los vehículos que vienen de frente. Nunca, repito, nunca debemos circular al atardecer o de noche por una vía suficientemente iluminada sólo con las luces de posición.

Otro elemento en el que he detectado un absoluto desconocimiento de su uso adecuado es el alumbrado antiniebla. Los antiniebla delanteros sólo deben ser utilizados cuando hay niebla espesa. Existe la posibilidad de utilizarlo también sin que exista niebla o lluvia, pero solo en carreteras convencionales con un trazado en el que existas muchas curvas cerradas.

Pero donde veo un mayor desconocimiento es en el alumbrado de niebla trasero. Debe usarse siempre que las condiciones meteorológicas imperantes disminuyan nuestra capacidad para ser vistos. Su nombre (antiniebla) define su principal función, pero la lluvia o la nieve intensa puede ser motivo suficiente para su utilización. Las condiciones de visibilidad bajo esos fenómenos meteorológicos están especialmente condicionadas DE DÍA. Sí de día.

Paradójicamente vemos como muchos conductores bajo una lluvia intensa no encienden ni siquiera las luces de posición y de cruce, pero sí encienden el antiniebla trasero en cuanto se produce una leve llovizna si es de noche. De día, la iluminación natural provoca unos tonos grisáceos que pueden mimetizar perfectamente el vehículo.

Es en esas condiciones donde necesitamos una luz trasera de mayor intensidad que delate nuestra presencia. De noche la niebla tiene que ser muy intensa para requerir el uso del antiniebla trasero. Con noche cerrada la luz de posición produce un contraste muy acusado y nos hace visibles incluso con una niebla moderada. Usar el antiniebla posterior de noche cuando no es necesario deslumbra a los conductores que nos siguen y provoca una reducción de visibilidad de estos por deslumbramiento.

Así que, aunque parezca un contrasentido ya sabéis, lluvia intensa o niebla moderada de día antiniebla posterior conectado. Bajo las mismas condiciones, de noche, sólo será necesario en casos muy extremos. Además es muy fácil saber si es necesario. Si circulamos de noche, con lluvia o niebla y vemos al coche que nos precede a 200 o 300 metros sin que este lleve las luces de niebla, no hay ningún motivo para encenderlas, el que viene detrás nos ve igual. Usemos nuestro campo de visión para verificar cuando es o no es necesario encenderlas.

 

Compartir en:
Imagen del Blog
Expertos Ponle Freno

Nadie mejor para aconsejarnos que los expertos en seguridad vial que han participado en las distintas iniciativas que se han puesto en marcha desde Ponle Freno.

Entradas antiguas del blog

Todos los Blogs de Antena3.com

Suscríbete a este blog.

Buscar Posts en este Blog
PUBLICIDAD

Otros blogs

Estos Blogs son abiertos y públicos. Te rogamos que leas nuestras Normas de conducta y te informamos de que los mensajes no son revisados por Antena 3 antes de su publicación, por lo que no asumimos ninguna responsabilidad sobre su contenido.
Cerrar ventana
Cerrar ventana