Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestro servicio, recoger información estadística sobre su navegación y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en  política de cookies.

Continuar

VOLUNTARIADO ATRESMEDIA

TRES A CAMBOYA, el blog
DESDE MANHATTAN

Sobresalto en Denver (3-10-12)

No esperaba llegar al auditorio de la Universidad de Denver de esta manera. Me registro en el hall de entrada del centro de prensa para solicitar mi mesa y silla (coste 40 dólares) desde donde trabajar.

Los periodistas, a la espera del primer debate Obama-Romney Los periodistas, a la espera del primer debate Obama-Romney | Foto: José Ángel Abad

José Ángel Abad  |  Madrid  | Actualizado el 04/10/2012 a las 10:47 horas

La recepcionista me responde con una sonrisa amable y lo que me parece voluntad de ayudar y no de ofender:

-       “Cerca de donde estará usted hay varios periodistas españoles más. Algunos son catalanes. Dígame si le molesta…”

Seguro que te interesa...

Hombre, me dejó descolocado. Aquí en Denver, seis la mañana, a mitad de camino entre Utah y Kansas… No sabía si darle las gracias por preocuparse por mí o cruzarle un escupitajo en el entrecejo.

-       “Por supuesto que no. En realidad, nos llevamos bastante bien. Incluso somos buenos amigos, listilla”.

Bueno, lo de listilla va en el entrecomillado porque queda bien y porque verdaderamente se lo quería decir, pero no llegó a salir de mis labios. Ya se sabe; una de las desventajas de la prudencia y la buena educación es que a veces uno se queda con ganas de más caña. Pero no merece la pena.

Ahora que lo pienso, no recuerdo haberme llevado mal nunca con ningún catalán -aparte de que conozca a unos cuantos que son como familia. Claro que ni en un sentido ni en otro se me ocurrió jamás pensar en mis relaciones personales en función del origen de nadie. Y mucho menos de nadie español. 

En fin, que se trataba de hablar solo del debate pero me ha sobresaltado esta especie de inesperada e innecesaria, absurda, precaución cultural, étnica o geográfica, no sé, de la recepcionista de la América profunda.

Sí, esto de la inocencia americana es con frecuencia dulce, generoso y envidiable pero en otras ocasiones se rebaja a la categoría de simplemente cruel. Y aunque uno viva en la burbuja global pues no deja de ser de donde es y relacionarse con quien se relaciona y, en fin, que le parece fuera de lugar.

Sin embargo, uno no puede dejar de envidiar algunas cosas de con quienes tan imprudentemente ponen el pie fuera de lugar.

Por ejemplo, recuerdo unos años atrás, en Boston, Convención Demócrata, dos abuelas delegadas de John Kerry con las que me pongo a hablar en un restaurante y para tirarles de la lengua soy yo quien pone el pie fuera de lugar y les digo “deben de estar tan felices, aquí solo hay demócratas”. Y una de las abuelas me mira con aire maternal, como a punto de confesarme un secreto que quizá yo no llegaría a comprender, y me susurra con media sonrisa.

-       “Pero no estaría mal que aquí estuvieran también muchos republicanos. No hay ningún problema con ellos. Ellos son también buena gente como nosotros. Son republicanos. Pero buena gente”.

Esto, por cierto, en la reelección de Bush, con el país partido en dos, unos acusando a los otros de mentirosos y los otros de traidores.

En fin, que yo quería hablar del debate, de cómo los republicanos estaban convencidos hasta hace nada de la imposibilidad matemática de que Obama pudiera ganar su reelección con una economía que apenas crece por encima del 1% y un paro por encima del 8%.

Aún pueden tener razón, por supuesto.

Quienes tienen memoria y/o sentido común, saben que las distancias en política son más cortas de lo que parecen.

Pero en todo caso a los republicanos les ha fallado la parte analítica del paisaje: la gente tiene memoria y muchos se acuerdan de la herencia recibida -otro cuento es, por supuesto, si con otro presidente se habrían recuperado más rápido; y, también, que por las mismas razones que por la que la victoria de Obama fue histórica cuatro años atrás muchos norteamericanos están dispuestos a concederle el beneficio de la duda.

Eso para empezar. Si Obama gana será gracias a su campaña y a pesar de la economía. Si gana Romney será gracias a la economía y a pesar de su campaña. Y, en todo caso, de lo que ocurra en los debates presidenciales.

Pero este primero ha empezado para mí con un sobresalto ibérico. Ojalá nunca nadie jamás me vuelva a preguntar nada sobre nadie porque sea catalán -o albaceteño, madrileño, vasco, andaluz, riojano o de Peñamellera Baja.

 

Compartir en:
Imagen del Blog
José Angel Abad

José Ángel Abad (Gijón, 1971) es corresponsal de Antena 3 en Nueva York desde agosto de 2003. Este blog abre un nuevo diálogo con los espectadores, ofreciendo una ventana más amplia a la actualidad de Estados Unidos y, al mismo tiempo, una mirada al proceso narrativo de la corresponsalía. También pretende mostrar aspectos peculiares de la vida diaria en Nueva York y otros lugares de Estados Unidos.

Entradas antiguas del blog

Todos los Blogs de Antena3.com

Suscríbete a este blog.

Elecciones en EEUU

Toda la actualidad sobre la carrera a la Casa Blanca entre Mitt Romney y Barack Obama.

Ir al especial »

Buscar Posts en este Blog
PUBLICIDAD
Estos Blogs son abiertos y públicos. Te rogamos que leas nuestras Normas de conducta y te informamos de que los mensajes no son revisados por Antena 3 antes de su publicación, por lo que no asumimos ninguna responsabilidad sobre su contenido.
Cerrar ventana
Cerrar ventana