Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestro servicio, recoger información estadística sobre su navegación y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en  política de cookies.

Continuar

VOLUNTARIADO ATRESMEDIA

TRES A CAMBOYA, el blog
BLOG CONSUMIDOS

Que no te den jamón salado

Pata negra, cebo, recebo, serrano, de bodega, 5 Jotas, Gran Reserva…  Hasta ahora, eran tantos los apellidos que podía tener un jamón, que dejábamos la elección a nuestro charcutero. La nueva normativa de calidad de los productos ibéricos nos facilita el trabajo.

Plato de jamón ibérico Plato de jamón ibérico | Foto: antena3.com

Astrid García (@astridgl)  |  Madrid  | Actualizado el 27/01/2013 a las 13:13 horas

El Gobierno acaba de dar un paso adelante en la protección y el derecho a la información del consumidor. La nueva normativa de calidad de los productos ibéricos nos permitirá conocer la autenticidad del embutido que compramos.

Para los nada expertos,  como yo, distinguir el mejor jamón entre las decenas de marcas y denominaciones parece tarea propia de un ingeniero. Nos preocupamos de que en su etiqueta ponga que es "ibérico", y el resto se lo dejamos al charcutero: "este sale bueno". Si no nos pasamos la tarde bebiendo agua, quedaremos satisfechos con nuestra compra.

Pero lo cierto es que la alimentación del cerdo y el espacio en el que se cría repercuten directamente sobre su sabor. Sólo el ibérico puro de bellota nos garantiza la máxima autenticidad. Hasta ahora, la palabra "extensivo" en la etiqueta nos aseguraba que el animal se había criado en un espacio abierto, pero su alimentación podría haber combinado bellota y pienso, y la pureza de su raza no tenía por qué superar el 50%. Si en cambio era "de cebo intensivo", su alimentación se habría limitado al pienso, y su crianza habría tenido lugar en una nave industrial.

Pero la variedad no termina ahí: existe jamón pata negra, de recebo, serrano, de Bodega, de Teruel, 5 jotas, Gran Reserva… Todo este lío de términos y apellidos ha animado al Ministerio de Agricultura a limitar a tres el número de denominaciones posibles: "bellota", "cebo de campo" y "cebo". Además, se distinguirá entre el jamón "100% ibérico" y el “ibérico” a secas; y en el caso de que el animal sea un cruce entre la raza ibérica española y otra no autóctona (como el duroc jersey, ejemplar americano ligeramente más grande), tendrá que indicarse.

Quedará prohibido también cualquier símbolo o imagen en la etiqueta que pueda confundir al consumidor, y le haga creer que está adquiriendo un producto de calidad superior.

Pero eso no es todo. Para un mejor desarrollo del animal, se limitarán las cargas ganaderas admitidas en las dehesas, y se incrementará la superficie mínima exigida para la crianza en los sistemas de cebo. El objetivo de esta nueva normativa no sólo tiene que ver con la protección del consumidor, sino también con la conservación de la raza ibérica.

Compartir en:
Imagen del Blog
Astrid García

Periodista especializada en Economía y Empresas. Con tan sólo cuatro años consiguió sacar los colores a su abuela en una frutería: "Señora, ¿se piensa que somos tontas? Acaba de meter una manzana pocha en la bolsa". Desde entonces, estar al tanto de todos sus derechos como consumidora ha sido casi una obsesión. Si alguna vez te has sentido víctima de una estafa o no has sabido cómo defenderte de un abuso empresarial, este blog te puede interesar.

Entradas antiguas del blog

Todos los Blogs de Antena3.com

Suscríbete a este blog.

Buscar Posts en este Blog
PUBLICIDAD
Estos Blogs son abiertos y públicos. Te rogamos que leas nuestras Normas de conducta y te informamos de que los mensajes no son revisados por Antena 3 antes de su publicación, por lo que no asumimos ninguna responsabilidad sobre su contenido.
Cerrar ventana
Cerrar ventana